Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 29 octubre 2012

Sus dedos eran mágicos: no se le resistían ni Chopin, ni Mozart, ni Sibelius, ni su alumna preferida.

C.D.G

Anuncios

Read Full Post »

Mis nuevas amigas me quieren más que mis papás. Sonríen cuando llego a casa, me dan las buenas noches cuando me escondo entre las sábanas y me despiertan con las canciones más dulces del mundo. El psicólogo quiere que me abandonen, que me quede sola, que sufra mientras crezco. Dice que es por mi bien cuando mi bien son ellas: mis nuevas amigas.

C.D.G

(Concurso de Radio Castellón, Cadena Ser)

Read Full Post »

Levanta un puño y todos lo levantan. Alza la voz y todos guardan silencio. Vale para dar miedo, pero no para ser inmortal: voy a disparar.

C.D.G

Este microrrelato ha sido seleccionado por el juez en cuestión como finalista de Cuenta140 en esta semana de El Talento.

Read Full Post »

-La patria es un estómago lleno, carajo- me decía mi abuela cada vez que sonaba el himno español en la tele.

—-

C.D.G.

Participó en Cuenta140, en la semana de La Patria.

Read Full Post »

A las siete de la tarde, si no llueve, pueden verlo en la terraza del Café Rose (pariente gris y despeinado del Flore y Deux Magots) degustando, entre eternas pausas, un Rioja. No es casual la elección, como no son tampoco parto del azar esas pausas en las que no deja de acariciar la piel de la copa mientras mira la tarde crecer en una ciudad que ya no es suya; tampoco son suyos esos pasos que se pierden por barrios para jóvenes, ni los puentes de los que nacen historias, suicidios y canciones. No le pertenece el crepúsculo que fotografían los turistas, ni las campanas que despiertan de su falsa siesta al todopoderoso Sena.

Suyo es el vino: el Rioja, la sangre de su país, el sabor de su juventud, escondida en esa copa que cada tarde destapa a las puertas de sus labios, que son la puerta de su recuerdo.

Alguna vez, cuando alguien más que el camarero Pierre se atrevía a hablar con él, le preguntaron por qué no volvía  a España. Siempre, dicen, sonreía amablemente, acercaba el vino a su nariz y cerraba los ojos. Hoy es distinto, hoy, y cuando digo hoy digo los últimos años, no quiere preguntas, no tiene respuestas. Solo quiere beber y callar. ¿Por qué no en su casa, con magníficas vistas a Trocadero? Nadie lo sabe, pero todos en El Rose tienen su teoría. La mía: porque le da la realísima gana. La de Pierre, porque en esa terraza se sentó el primer día que llegó a París, cuando tenía veinte años, unos folios arrugados que perseguían inútilmente ( ¡cuántos lo hicieron!) la sombra de Hemingway y un par de monedas para un café con leche que no le cobró el propio Pierre, tan viejo él como el Pont Neuf. Y porque, en el fondo,dice Pierre, no solo busca a su país en cada trago, sino su juventud en cada aliento de ese boulevard que fue su Gertrude Stein y será su último lecho.

Pero buscar duele, y eso lo sabe  Pierre, lo sé yo y lo sabe nuestro amigo español. Buscar lo que se ha perdido es equivocarse de objetivo, porque la juventud no se pierde, no. La juventud y sus rosas son robadas con alevosía por el tiempo, que es un chorizo de barrios bajos y altos vuelos. Pero aun así, muchos tenemos nuestro asiento en el circo de la ilusión, nuestro trago preferido, nuestro aire secreto cabalgando a lomos de una historia que muchos cuentan pero solo nosotros conocemos.

Y eso, también, lo sabe París.

Brindemos. Si no llueve.

C.D.G

Read Full Post »

Por si algún incauto suscrito a este blog ha entrado para leer una nueva entrada con aroma de cafetería parisina (sí, topicazo)…error. Primero, porque no está acabada. Segundo, porque lo he publicado sin querer…y lo he borrado, queriendo. Y me arrepiento porque, aunque no vale gran cosa, al haberlo escrito directamente aquí y no guardarlo, lo he perdido. Salgo por la puerta grande de los actos tontos.

Si alguien que tenga mi correo tiene a bien mandármelo, se lo agradeceré con mayúsculas. Es algo raro, pero tan cierto como que mañana es domingo.

Mientras tanto, a modo de disculpa,  grandes minutos musicales en directo.

EDITO: Ya he recibido el texto del que hablaba. Muchas gracias S.G.M

Read Full Post »

Francisco-Ontanon_ds_1-11-7-ninos-cuentan__525

Harto de que le dijeran que la patria era la infancia, el iconoclasta precoz acabó con su vida en su quinto cumpleaños.

C.D.G

Este microrrelato participó, sin suerte, en la semana de Cuenta140, con la Patria como tema. La semana que viene, el Talento. Qué risa.

P.D: El autor de este texto da las gracias a Rilke.

Fotografía: Francisco Ontañón.

Read Full Post »

Older Posts »